CULTIVO DEL COCO » Plantación y cuidados

Cuando hablamos del coco, hablamos de un fruto seco proveniente del Cocos Nucifera, mejor conocido como cocotera. La etimología de la palabra “Coco”, remonta su origen a la época en que fue descubierto por los exploradores portugueses. El aspecto duro y peludo del fruto les recordó a las historias de terror sobre la leyenda del coco, las cuales eran sumamente populares en Portugal y España. Desde aquellos días, el cultivo del coco ha ido evolucionando, hasta ser una parte natural de la agricultura.

Ya sea porque desees obtener los beneficios del coco en la alimentación, o simplemente estás interesado en aprender un nuevo tipo de agricultura, en este artículo podrás aprender todo lo necesario para iniciarte en el cultivo del coco.

Cultivo del coco

cultivos-coco

Si estás aquí es porque probablemente tienes acceso a cocos frescos. Además, probablemente pienses que se trata de una actividad entretenida y estimulante, pues debes de saber que es así. No sólo se trata de algo fácil de realizar, sino que puede llegar a ser muy entretenido.

Sin embargo, aunque sea divertido precisa del conocimiento de ciertas técnicas y procedimientos. Por lo que es importante que tomes en cuenta los siguientes consejos.

Cuándo cultivar

Es imprescindible practicar el cultivo de coco en climas cálidos. Para un adecuado crecimiento no deben de haber variaciones drásticas en el grado de temperatura. Lo ideal es que se realice el cultivo en una zona que maneje una temperatura media de 27 º C, pudiendo presentar variaciones de entre 5 a 7 º C.

Por otra parte, la presencia de humedad también es muy importante. Si esta se encuentra por debajo del 60%, puede llegar a ser muy difícil, o de plano imposible la realización de un adecuado cultivo.

Toma en cuenta que si vives en una zona donde las temperaturas invernales son bajas, debes de saber que los cocoteros son árboles sumamente sensibles al frío. Debido a esto, debes procurar escoger un lugar donde estén protegidos contra el invierno para su plantación.

Por último, debes asegurarte de que hay suficiente presencia de luz solar y no hay corrientes de aire demasiado fuertes.

El terreno correcto para el cultivo del coco

En lo que se refiere al terreno correcto para el cultivo del coco, estos son aquellos caracterizados por una contextura ligera. Por lo general arenosos o francos. Así mismo, deben ser terrenos profundos (más de un metro de profundidad). Y la capa freática superficial debe de contar con al menos 1 ó 2 metros.

Es más común encontrar esta clase de terrenos en las planicies costeras. Sin embargo, también es posible recurrir a terrenos arcillosos, siempre y cuando se tenga el cuidado necesario para que la humedad causada por el riego sea la adecuada.

Cabe destacar que se trata de un tipo de suelo que se adapta con facilidad a los terrenos salinos. Esto debido a que los cocoteros tienen una alta demanda de cloro, por lo cual es uno de los pocos árboles adaptados al crecimiento en las playas.

Riego de la palma de coco

Con respecto al riego, éste debe de ser frecuente. Lo importante es que el suelo sea capaz de drenarse correctamente. Si se va a replantar el cocotero, asegúrate de añadir arena para que se realice adecuadamente el drenaje.

Cuidados

Por último, los cuidados del cultivo de coco se pueden resumir en los siguientes puntos:

  • Aplica fertilizante de forma regular. Éste debe de contener manganeso, magnesio y boro.
  • Cuando la palmera de coco haya crecido es importante que lo transfieras directamente a un terreno.
  • Toma en cuenta que su periodo de vida es de entre cinco a seis años.